Tiene una longitud de un kilómetro, conecta directamente con la A-4 y su inversión asciende a 1.000.000 de euros.

El Parque Empresarial Entrecaminos de Valdepeñas ha mejorado su comunicación con la autovía A-4, a través de la ejecución de un vial de 1 kilómetro de longitud que hoy se ha abierto al tráfico, con una inversión superior a 1.000.000 de euros.

El teniente de alcalde de Obras y Urbanismo, Manuel Martínez López Alcorocho, ha recordado que el vial de doble dirección que ya es transitable une la fase 2 del Parque Empresarial Entrecaminos con el kilómetro 202,7 de la A-4, lo que facilita el acceso y salida de vehículos. “Todos los vehículos, especialmente de transportes, que quieren acceder al polígono desde dirección sur no tendrán que cruzar toda la autovía y buscar la entrada norte, a su vez los vehículos que quieran salir del polígono dirección sur tendrán un fácil acceso con este vial sin buscar la salida norte, así que quedará perfectamente conectado y es una mejora para el Parque Empresarial Entrecaminos”, señalaba.

La ejecución del vial ha contado con un presupuesto de 1.029.000 euros, que han sido financiados a través de un convenio suscrito entre el Ayuntamiento de Valdepeñas y la Entidad Pública Empresarial de Suelo (SEPES), en el que se incluye la construcción de un puente sobre el río Jabalón, que cuenta con 51 metros de longitud y 11 metros de ancho.

Hay que recordar que la construcción de este vial ha sido posible tras un largo proceso de trámites y gestiones, ya que el proyecto se dilató en el tiempo por diversas complicaciones del proceso administrativo desde que se puso en marcha en el año 2011. Desde la finalización de la segunda fase del Parque Empresarial Entrecaminos el Ayuntamiento elaboró el proyecto y suscribió con SEPES el convenio de financiación, pero tuvo que pasar por informes sectoriales del Ministerio de Fomento, la Consejería de Medio Ambiente, la Confederación Hidrográfica del Guadiana (CHG) y el desvío de la red de saneamiento de la zona sur de Valdepeñas. A esto hay que sumar los acuerdos con propietarios privados de los terrenos a los que afectaba este proyecto con los que se suscribieron convenios urbanísticos, con todos excepto con uno, con en el que hubo que recurrir a un procedimiento de expropiación.